Isaac Peral 12, Entrepl. Izda. 28015 Madrid
915501427 / 682152096

Clinica de nutrición Madrid

La lactancia reduce las infecciones y regula la obesidad

La lactancia reduce las infecciones y regula la obesidad – DiarioMedico.com

La lactancia reduce las infecciones y regula la obesidad

La leptina presente en la leche materna ayuda a regular el apetito del bebé y a prevenir disfunciones futuras.

Redacción. Madrid | dmredaccion@diariomedico.com  |  21/04/2015 17:09

La lactancia reduce las infecciones y regula la obesidad – DiarioMedico.com

Los componentes específicos de la leche materna, las últimas recomendaciones basadas en la investigación y la importancia de la leche materna en las unidades de cuidados intensivos neonatales han centrado el X Simposio Internacional de Lactancia Materna que anualmente organiza Medela y que ha reunido en Varsovia a medio millar de profesionales de 48 países.

Donna Geddes, de la Facultad de Bioquímica de la Universidad de Western Australia, centró su ponencia en la regulación del apetito de los niños amamantados y en la relación entre la composición de la leche, el control del apetito y el vaciado gástrico. Así, una mayor ingesta de proteína, suero y caseína se asocia con menos tomas por día, mientras que la concentración de lactosa conduce a lo contrario, por lo que la ingesta de proteínas tendría un papel muy importante en el control del apetito infantil.

Asimismo, numerosos estudios indican que la lactancia más allá de seis meses se asocia con menor riesgo de padecer obesidad. Anna Cannon, también de la Universidad de Western Australia, recordó la presencia de la leptina, una hormona del apetito, en la leche materna, esencial para hábitos futuros del bebé. Mientras que los alimentados con leche de fórmula suelen terminar el biberón, los amamantados toman sólo lo que necesitan, gracias al control de hormonas como la leptina.

Cindy-Lee Dennis, de la Universidad de Toronto (Canadá), explicó que las elevadas cifras de mortalidad infantil han llevado a adoptar medidas que incluyen, en su mayoría, la lactancia materna exclusiva, apoyada en el hecho de que un niño que recibe este tipo de alimentación tiene 14 veces menos probabilidades de morir en los primeros seis meses que uno no amamantado. Esto se debería a que la lactancia materna exclusiva reduce las muertes por infecciones respiratorias agudas y la diarrea. Si bien el impacto potencial de la lactancia materna exclusiva es especialmente importante en los países de bajos ingresos, en los desarrollados los niños que no toman leche materna también tienen mayor riesgo de morir. Añadió que un estudio reciente de la mortalidad posneonatal en Estados Unidos detectó un aumento del 25 por ciento en la mortalidad entre bebés no amamantados. Y Shoo Lee, de la Universidad de Toronto, expuso los beneficios del uso de leche materna en las unidades neonatales pues reduce en más del 50 por ciento la incidencia de enterocolitis necrosante en prematuros.

© Copyright 2013 - Clínica de Nutrición Madrid
go to top